VISITA POR LAS RUINAS DE ANURADHAPURA

Cargando pilas para ver las ruinas

Aquel día teníamos una duda: ¿Serían las ruinas de Anuradhapura tan chulas como nos las habíamos imaginado? ¿Merecería la pena pagar por visitarlas? Así que nos levantamos prontito para poder comprobarlo con nuestros propios ojos (si te perdiste nuestra llegada a Anuradhapura puedes verla aquí).

Como a veces somos muy ahorradores (los que nos seguís ya lo sabréis) teníamos el desayuno comprado del día anterior: un café soluble, leche en envases individuales, zumo de naranja, unas galletas similares a las campurrianas de allí y un bollo gigante. Desayuno de campeones.

Fue muy apetecible todo, hasta que calentamos el agua para echarle la leche y el café y de repente… ñiii… café blanco. ¿Cómo puede ser? Y nos pusimos a leer. “Cafe mate”. ¿Pero eso no es café? Dedujimos que era leche en polvo.

Oh… nuestro gozo en un pozo. (A estas alturas seguimos sin saber qué es porque ni nos hemos preocupado en saberlo, todo hay que decirlo, pero lo llevamos encima por si las moscas). Así que como no pensábamos quedarnos sin nuestro café mañanero, pedimos uno con leche en recepción. No estaba malo, pero era como leche con sabor a tierra.

Mientras nos tomábamos nuestro café nutritivo, empezamos a buscar hoteles para esa noche, ya que el día anterior sólo reservamos para una. Este pinta bien, es barato y está aquí cerca. Y ahora es cuando hacemos un inciso y nos cagamos en las reviews de los hoteles. Vale que un mochilero tenga poco presupuesto y su vara de medir sea muy discutible. Pero ese zulo que reservamos no era digno de un notable en Agoda.

Un puto notable. ¿Pero de qué iban? Cuando vimos el cuarto no sabíamos si reír o llorar. Pero bueno, a lo hecho pecho, y cuando nos metimos para dejar las cosas cruzamos los dedos para no morir disecados por la noche. En un arrebato de despilfarramiento me atreví a preguntar cuánto costaba que nos diesen el mando del aire acondicionado.

Me hizo los cálculos y me dice la señora, con un par: 6,50€. ¿Comoooorl? “Do you need?” Me dice. No thanks. Antes prefiero asfixiarme que pagarlo. Cuando llegué al cuarto Jacobo confirmó mi decisión.Tenemos telepatía. Y dijimos bueno, ¿cosas positivas? Al menos tiene mosquitera. Ya veremos qué tal dormimos por la noche…

Rumbo a las ruinas de Anuradhapura

Así que nos montamos en Pegasus y fuimos rumbo a las ruinas. Habíamos oído que eran muy caras (todas las entradas en este país son excesivamente caras) pero bueno, se suponía que eran unas ruinas muy bien conservadas. (Me da la risa). No sabíamos si valía la pena gastarse ese dineral, pero bueno. Por intentarlo que no fuese.

Así que allá íbamos con nuestro Pegasus y la gente flipaba, literalmente. Solo nos decían: “you from?” Y se ponían a hablarnos y cotillear el tuk tuk por dentro. Otra cosa no serán, pero majos son un rato. Pagamos las entradas y empezamos a dar vueltas por el recinto. Madre mía qué grande era. Ni un mapa ni nada.

anuradhapura merece la penaMenos mal que estaba mi cari para enterarse de las cosas porque yo… a estas alturas sigo sin saber si vimos todas, si nos perdimos alguna, cuáles eran de pago y cuáles gratis. Pues menuda empanada diréis, pues sí, qué le voy a hacer. Y con este calor, más aplatanada todavía. Pero bueno, que mientras Yeicob sepa guiarme, yo voy a donde me lleve, que seguro que lo hace bien.

ruinas de Anuradhapura
Clan de monos que ríete tú del planeta de los simios.

Y allí fuimos de un templo para otro. Quítate los zapatos antes de entrar, pero no en la entrada eh, quítatelos mucho antes, para que te quemes las plantas de los pies y tengas que ir corriendo de punta a punta buscando sombras donde hiperventilar de puntillas y calmar el dolor. Y luego ves gente que va tan tranquila andando.

¿Qué pasa, que ellos tienen callos en vez de plantas de los pies? Porque si no yo no me lo explico. Muy pocos vi correr como yo, sinceramente. A mi ya se me quitaban hasta las ganas de entrar. Paso del dolor gratuito gracias.

Pero claro como pagas, ( y un pastón además, 30USD por persona para ser exactos) sólo falta no visitarlo. Y ahí vas, con los pies negros y oliendo a chamusquina, esperando que acabe ese sufrimiento. Gracias a dios fueron muy pocos templos y el resto de sitios podían verse sin ningún problema. (El único inconveniente era el calor extremo que hacía).

Os ponemos algunas fotos para que veáis las ruinas y opinéis vosotros mismos:

ruinas de Anuradhapura

ruinas de Anuradhapura

¿MERECE LA PENA PAGAR POR VISITAR LAS RUINAS DE ANURADHAPURA?

Nuestras impresiones sobre las ruinas

Con estas ruinas tenemos un dilema. No sabemos si nos ha gustado o no, no os vamos a engañar. El sitio es increíble y tiene muchísima historia, pero bajo nuestro punto de vista, hay muy pocos restos y muy mal conservados (por el motivo que sea) y eso junto con el precio de la entrada hace que el lugar pierda un poco de encanto.

Tampoco queremos que nos mal interpretéis, el lugar es un sitio precioso, metido dentro de la selva; hay muchos animales, tiene muchísima historia detrás y sólo con imaginar la inmensidad de la ciudad que había entonces, te puedes quedar embobado mirando y mirando.

El “pero” que nosotros le hemos encontrado es que quedan muy pocos restos de los edificios y templos, y hay que dejar volar la imaginación demasiado. Y aunque nos gusta imaginar, no queríamos hacerlo precisamente en un lugar como éste.

Si a esto le sumas que por cada lugar “imprescindible” que quieres visitar tienes que apoquinar más de lo mismo… echas cuenta y dices ¡Joder! ¡Haríamos maravillas con ese dinero! Así que si «merece la pena» pagar o no es decisión vuestra. Todo depende del presupuesto que tengáis, los días, las ruinas que hayáis visto con anterioridad… Lo que a uno puede parecerle increíble a otro puede parecerle mediocre y al revés. No queremos condicionar a nadie, solo dar nuestro punto de vista, de ahí que también mostremos las fotos y digamos también las cosas que sí merecieron la pena.

Pero bueno, una de las cosas muy muy positiva que saqué (siempre hay que buscarle el lado bueno a las cosas) es que me vine arriba y quise conducir a Pegasus para quitarle el miedillo que me había entrado el día anterior con tanto cambio raro de marchas. Descubrí algunos trucos para domarle y ya estuve llevándolo hasta de noche.

La niña contenta todo el día. Y vamos. Si con Jaco-driver ya flipaban, conmigo vamos… se les salían los ojos de las órbitas. Un guiri conduciendo un tuk tuk ya es la hostia, pero si le sumas encima que esa guiri es una mujer ya vamos… La repanocha 😂.

SE ACABARON LAS RUINAS POR HOY

Estábamos muy cansados de andar y conducir por todas las ruinas, sólo queríamos descansar. Aún nos habían quedado unas ruinas pendientes para ver al día siguiente. Pero entrar a ese zulo nos daba bastante pereza, así que hicimos tiempo cenando y después tomando unas cervezas y unas claras en los sofás de la recepción del “hotel”.

Mirad que hemos estado en cuchitriles y por el precio que pagamos tampoco pedimos una habitación tipo el Ritz, pero vamos, un zulo oscuro tampoco era plan.

Llegó el momento de dormir. Pon la mosquitera por aquí, estira de ahí, no que de ahí se ha salido, mierda que con la mosquitera ahora no llega el aire del ventilador. Qué horror. Jaco ya me avisó: mañana igual me encuentras aquí muerto (siempre tan gráfico él ❤). Menudo ca-looooooooooooo-rro. De verdad.

ruinas de Anuradhapura
Así no se puede dormir.

Y dormimos toda la noche con esa mierda de mosquiteras pegadas en la cara. Pero pegadas literalmente. Así que dormir no dormimos mucho, y ya de descansar ni hablamos. Pero bueno. Intentamos tomarlo con risa porque si no, no sé qué hubiese sido de nosotros.

Amenizamos la noche con un FaceTime de la Arroyo family, y apagamos la luz. ¡A ver quién duerme! ¿Queréis saber cómo amanecimos y si merecieron la pena las ruinas del día siguiente? ¡No os perdáis el siguiente post!

CONSEJOS VIAJEROS
GUÍA DE SRI LANKA
Consulta nuestra guía de Sri Lanka para convertirte en un experto.
SEGURO DE VIAJE PARA SRI LANKA
5% de descuento. Hasta 350.000€ cobertura médica. Nunca adelantes nada. Consultas por WhatsApp.
ALOJAMIENTO EN SRI LANKA
Utiliza los 25€ de regalo en Airbnb, reserva con Booking o mira nuestros hoteles recomendados.
TOURS EN SRI LANKA
Contrata una excursión organizada para no perderte nada.
NEWSLETTER
Suscríbete para seguir nuestra pista y enterarte de los mejores descuentos.

Si necesitas ayuda para organizar tu viaje, podemos asesorarte y ayudarte a organizarlo. En el siguiente botón puedes ver en qué consiste nuestro servicio de consultoría de viajes y pedirnos un presupuesto totalmente gratuito. ¡Te ayudaremos a planificar el viaje de tus sueños y a tu medida!

Write A Comment